Toxina botulínica en CDMX

Rejuvenece tu rostro SIN cirugía

¿Buscas toxina botulínica CDMX? La Dra. María Julia Hernández ofrece la aplicación de toxina botulínica para combatir las líneas finas y también las arrugas profundas.

Basado en +500 opiniones

Resultados – Aplicación de Toxina botulínica en Ciudad de México

Testimonios

Testimonios de pacientes

valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
Excelente atención de la doctora María Julia, atención muy adecuada al problema de mi mamá. Descartó un diagnóstico erróneo de otro médico al que habíamos consultando por años?. Gracias por su profesionalismo.
Rosario Negrete
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
Excelente atención, mi mamá se sintió motivada y la revisión médica fue de primera calidad, súper diferente al trato de otros médicos que de primera mano solo querían venderle un aparato sin corregir el problema de raíz. Gracias doctora.
Laura Pineda
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
valoración de 5 estrellas
Excelente doctora, muy amable, me reviso muy bien y me explico claramente mi problema, pero sobre todo el tratamiento es muy efectivo apenas voy empezando y ya siento mejoría !
Jazmín Sotelo

Sobre mí

Especialista en aplicación de toxina botulínica en CDMX

Dra. María Julia Hernández, Otorrinolaringólogo

Cédula Profesional: 3838437 | Cédula de Especialidad: 6384906

La Dra. María Julia Hernández es un médico especialista en el manejo de pacientes de otorrinolaringología y cirugía de cabeza y cuello.

  • Estudió Medicina General en la Facultad de Medicina de la UNAM.
  • Realizó su especialidad de Otorrinolaringología en el Hospital Juárez de México, en la Ciudad de México.
  • Está certificada por el Consejo Mexicano de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello.
  • Miembro de la Sociedad Mexicana de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello.
  • Miembro del Colegio Mexicano de Laringología y Fonocirugía.
  • Diplomado en Rinología, Senos Paranasales y Cirugía Facial.
  • Curso teórico práctico de alergias en otorrinolaringología.
  • Laboratorio quirúrgico de laringe.
  • Más de 14 años de experiencia en otorrinolaringología.
  • Más de 60,000 pacientes atendidos entre el medio público y privado.
  • Más de 3,000 procedimientos realizados entre el medio público y privado.

Toxina botulínica en CDMX

¿Buscas Toxina botulínica CDMX? La Dra. María Julia Hernández ofrece la aplicación de toxina botulínica para combatir las líneas finas y también las arrugas profundas.

Esta toxina es uno de los tratamientos de rejuvenecimiento más populares y efectivos para las arrugas causadas por expresiones alrededor de los ojos y en la frente. Mejora temporalmente la apariencia de las líneas moderadas y severas del entrecejo y las patas de gallo causadas por contracciones musculares repetidas, por fruncir el entrecejo y entrecerrar los ojos durante años. La toxina botulínica proporciona un alisamiento notable en toda la cara.

Toxina botulínica CDMX

¿En qué consiste la toxina botulínica?

La toxina botulínica es una sustancia producida por una bacteria llamada Clostridium botulinum. Se trata de una neurotoxina, lo que significa que afecta el sistema nervioso. Aunque puede ser peligrosa en grandes cantidades, se ha descubierto que, en dosis controladas, puede ser útil para fines médicos y cosméticos.

Cuando la toxina botulínica se inyecta en el cuerpo, bloquea temporalmente la comunicación entre los nervios y los músculos. Esta interrupción reduce la actividad muscular, lo que puede ser beneficioso para tratar diversas condiciones médicas que involucran contracciones musculares involuntarias o excesivas. También se ha vuelto popular para uso estético, donde se utiliza para reducir la apariencia de arrugas y líneas de expresión en el rostro.

¿Para qué sirve la toxina botulínica?

El uso de la toxina botulínica abarca diferentes campos. En medicina, se emplea para tratar afecciones como el espasmo muscular, el estrabismo (desalineación de los ojos), el blefaroespasmo (parpadeo involuntario), la distonía cervical (contracción involuntaria de los músculos del cuello), la hiperhidrosis (sudoración excesiva) y la migraña crónica.

En el ámbito de la estética, la toxina botulínica es más conocida como “botox”. Aquí, se utiliza para suavizar arrugas y líneas finas, particularmente las que se forman alrededor de los ojos, la frente y el entrecejo. Al inyectar pequeñas cantidades en áreas específicas, se puede reducir temporalmente la contracción muscular que causa estas arrugas, lo que da al rostro una apariencia más suave y juvenil.

¿Cuáles son los beneficios de la toxina botulínica?

Los beneficios de la toxina botulínica son diversos, dependiendo de su uso. En el campo médico, su capacidad para reducir las contracciones musculares involuntarias puede mejorar significativamente la calidad de vida de las personas que padecen espasmos, distonías o migrañas. Por ejemplo, al tratar la hiperhidrosis, las personas que sufren de sudoración excesiva pueden experimentar una disminución notable del problema, permitiéndoles llevar una vida más cómoda y segura.

En el ámbito estético, el uso de la toxina botulínica para suavizar arrugas ha tenido un gran impacto. Muchas personas eligen este tratamiento porque es menos invasivo que la cirugía plástica y no requiere un tiempo de recuperación prolongado. Los resultados suelen ser visibles en pocos días y duran varios meses, lo que permite a las personas mantener una apariencia juvenil sin necesidad de someterse a procedimientos más agresivos.

Además, la toxina botulínica puede tener beneficios emocionales y psicológicos. Al reducir las arrugas y líneas de expresión, muchas personas se sienten más seguras de sí mismas y experimentan un aumento en su autoestima. Este efecto puede tener un impacto positivo en las relaciones personales y profesionales.

La toxina botulínica es una herramienta versátil con múltiples aplicaciones tanto médicas como estéticas. Cuando se usa de manera responsable y bajo supervisión médica, puede ofrecer beneficios significativos a quienes la necesitan.

Preguntas frecuentes acerca de Toxina botulínica en CDMX

Después de una consulta inicial se analizarán sus objetivos, su piel será limpiada y preparada. La toxina botulínica se administrará en el músculo debajo de la piel con una aguja pequeña, que bloquea temporalmente las señales que le indican al músculo que se contraiga. Esto da la apariencia de una piel suave y firme.

La Toxina botulínica es una toxina que debilita temporalmente los músculos que juntan la piel en pliegues, haciéndola lo suficientemente resistente a las arrugas para evitar la formación de arrugas. Un médico puede identificar qué músculos debilitar. Cuando se inyecta, la sustancia se adhiere al músculo objetivo. Una vez que desaparece, normalmente después de unos cuatro meses, los músculos se regeneran y recuperan la fuerza suficiente para comenzar a arrugar su piel nuevamente.

Hay cientos de estudios que demuestran que es perfectamente seguro siempre que se use en las cantidades recomendadas. Solo usamos una pequeña cantidad para tratar las arrugas, menos de una décima parte de la cantidad utilizada para tratar afecciones como la parálisis cerebral.

Alrededor del diez por ciento de las personas dicen tener dolor de cabeza dentro de las 24 horas de haber recibido las inyecciones. Sin embargo, los dolores de cabeza normalmente son de corta duración y se desvanecen en 48 horas.

Ubicación

Managua 691, Lindavista, Gustavo A. Madero, 07300 Ciudad de México, CDMX, México

¡Agenda tu cita!

Para programar una consulta, puedes llamar por teléfono, o bien, utilizar el formulario en la sección de contacto.